6 Cosas que entenderán tus hijos al compartir tu tiempo con ellos.


El tiempo es una de las cosas más valiosas que le puedes dar a alguien y especialmente a tus hijos.  El tiempo es más importante que las cosas que les puedas comprar porque viene con un combo de cosas. Invierte tiempo en tu familia.



  • Cuando le dedicas tiempo a tu hijo le dices con tu acción: Eres importante para mí.
Tu hijo puede tener 3 años o 12 años, el mensaje sigue siendo el mismo.  Dedicamos tiempo a lo que para nosotros es importante y si tu familia lo es entonces saca momentos de tu ocupado tiempo para cada uno de ellos.


  • Cuando das tu tiempo para escuchar a tus hijos entenderán que les prestas atención.
Escuchar es más que usar nuestros oídos para atender al hijo, es mirarlo y ver el lenguaje no verbal que está usando para entender mejor cómo se siente, es estar lo suficientemente cerca como para dar un toque físico de comprensión aunque no estemos de acuerdo con lo que está diciendo.  


  • Cuando dedicas  tiempo a tus hijos en edad escolar para ver lo que hacen y cómo lo hacen les dices: Me preocupo por tus estudios y quiero que salgas bien.  
No se trata de hacerles las tareas o proyectos sino de orientarlos si necesitan ayuda, de explicarles algo muy difícil o saber cómo van avanzando en sus estudios.


  • Cuando juegas con tus hijos  Tomando un tiempo de calidad les dices: Pueden aprender a controlar diferentes emociones, aquí estoy con ustedes, relájense y disfruten.
En el juego expresamos cómo nos sentimos, cómo reaccionamos ante el fracaso o el éxito, aprendemos a tomar y dar turnos, nos acercamos más como miembros de la familia y nos sentimos parte del grupo.   

Para los niños pequeños jugar es parte de su buen desarrollo emocional y si los padres toman el tiempo para estar presentes en algunos juegos será muy positivo para ellos.


Mira también:

6 Buenas Rutinas y actividades que puedes hacer con tus niños pequeños



  • Toma un tiempo para comer con tus hijos aunque sea una de las comidas del día, con éste hábito enseñarás que se puede compartir y sonreír en la mesa y damos gracias a Dios por lo que nos da.
El momento de las comidas puede ser un buen tiempo de compartir, aunque el estrés del día nos agobie, puedes disponer de la cena para estar con tus hijos en la mesa y no llegar al punto de comer todos frente a un computador, celular o al televisor.

No te pases todo el tiempo regañando y dando órdenes a todos, dedica momentos sólo a dar palabras de ánimo, con esos mensajes reforzarás junto a las caricias la bendición para tus hijos.

Aunque eres papá o mamá también eres una persona a quien tus hijos quieren tener cerca para escucharle decir palabras de aliento positivas, de ánimo, de consuelo y bendición. 

No eres un comandante o un jefe de la empresa que no puede cambiar esa cara, sonríe.  Si necesitas dar disciplina, sé firme con las consecuencias pero sigue amando a tus hijos incondicionalmente y asegúrate que ellos lo sepan.  


  • Todo tiene su tiempo y tu familia tiene un tiempo que avanza veloz, los niños crecen y se irán al llegar a jóvenes. Aprovecha el tiempo ahora.
Ya mis hijas no me piden que les lea un cuento pero lo hice en sus primeros 12 años de vida, ese tiempo no volverá, las memorias quedan, las enseñanzas, el amor por la lectura, el estar cerca uno del otro, todo formará parte de lo que lleven a sus futuros hogares.
Por Mery Bracho.


Mira también:  Por qué es importante que los niños lean.



Reflexión para madre o padre acerca de pasar tiempo con los hijos, no tengo tiempo para mis hijos, trabajo mucho, imagen con frases del tiempo en el hogar, tiempo para la familia por Mery Bracho.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada